MundoPDF. Blog para descargar en pdf miles de libros y ebooks gratis y puedas leer libros interesantes.


Residencia en la Tierra - Pablo Neruda


Residencia revisitada
La variedad de interpretaciones de que ha sido objeto Residencia en la Tierra -una
variedad que no produce sólo una acumulación progresiva de conocimiento y que no sólo
conduce a una comprensión cada vez más perfecta de ella- es ya un indicio de lo adecuada que estuvo, por parte de Amado Alonso, la calificación de su estudio como «introducción a una poesía hermética».


Por cierto, la escritura de Residencia no es hermética en el sentido -semejante al trovar
clus de la literatura provenzal- de que haya sido elaborada a partir de un código secreto, cuyo conocimiento permitiría, a los iniciados, descifrarla. Es claro que las dificultades que esta escritura opone a su lectura no provienen de una intención de ocultar el mensaje comunicado. Todo lo contrario, la voluntad, el deseo, la necesidad del sujeto es la de penetrar la oscuridad con que se le aparece la realidad externa y su propia subjetividad, mediadas además, y no sólo suplementariamente, por un sistema de significaciones e imágenes que le parece que encubren o tergiversan el sentido que presiente o anhela en sus experiencias. 

La (des)orientación de esta escritura, arraigada y promovida en experiencias que resisten las formalizaciones heredadas, obstaculiza reiterada, persistentemente la ilusión de acceder a una lectura unívoca que sirva de base a una variedad acotada de interpretaciones. Mi impresión es que incluso en contra de la voluntad misma del sujeto de esta escritura -y de la obra entera de Neruda-, ella no conduce a una comprensión acabada, totalizadora, de las experiencias, que las interprete o comprenda en una totalidad o en una substancia fundante, sino que, más bien, paradójicamente, rompe los límites de la totalidad que niega, parece alcanzarla, pero la difiere (dis)continuamente.

Con cierta cautela -o audacia- podría decirse que la totalidad a que la escritura tiende -al
margen o junto a la intención de su sujeto- es una totalidad diferente a las que promueven las herencias acumuladas en la lengua y en las figuras ya codificadas. Así, una desviación peligrosa -a mi juicio erróneamente reductora en tanto acorta el camino- sería aquella que recondujera esta escritura a la simbología heredada, de la que sin duda hace uso, aunque no siempre, más bien casi nunca, directo. La escritura de Residencia quiere alcanzar sus referencias por medio, entre otros medios, de la reorientación, la mezcla, la contracción, la retracción, la agudeza -no sé si sistemática- de la retórica, la tópica, la simbología literaria.
Hernán Loyola -con seguridad el estudioso más autorizado de la obra nerudiana- ha
propuesto en uno de sus últimos ensayos: «Residencia revisitada» (1985) una interpretación y una lectura que continúa, pero a la vez reajusta en parte sus trabajos anteriores15.


Reportar link si no funciona - 000250

No hay comentarios:

Publicar un comentario