MundoPDF. Blog para descargar libros en PDF, descarga en PDF libros.

Aureliano El Emperador que se hizo llamar Dios - Jesús Pardo

El general Lucio Domicio Aureliano fue proclamado emperador de Roma por sus soldados en el mes de mayo del año 270 d.C. de nuestra era, equivalente al año mil veintidós de la fundación de Roma. Tras cuarenta años de constante catástrofe, el imperio romano se hallaba entonces probablemente en el momento más precario de su historia, y hacía falta que se pusiese a su cabeza una persona lo suficientemente recia y diestra para contener lo que muchos temían, con sobrada razón, que pudiera ser su disolución irremediable.
Nunca se había visto el imperio romano tan acosado, tanto fuera como dentro de sus fronteras. Durante el pésimo reinado del emperador Publio Licinio Galieno (253-268 d.C), el imperio sufrió tres trágicos reveses: en el año 259, el general Marco Casiano Postumo se proclamó emperador independiente en Galia y enseguida se le unieron Hispania y Britania, creándose así bajo sus sucesores, el último de los cuales fue Caio Esuvio Tétrico (270-274), la primera escisión en el imperio romano. La cual se complicó con una nueva escisión: el gobernante palmireño Septimio Odenato se puso a la cabeza de las fuerzas romanas en Oriente, iniciándose así una situación cuyo remate iba a ser la aparición de un auténtico imperio oriental independiente de Roma a la muerte de Odenato, cuya autoridad heredaría su viuda, la ambiciosa e inteligente reina Septimia Zenobia, que acabaría dominando prácticamente todo el territorio romano en Asia. Bajo la autoridad directa de Roma ya sólo quedaban Bizancio, Tracia, Panonia, Italia, Provenza y parte de África..


File Size: 866.33 KB
Reportar link si no funciona

No hay comentarios:

Publicar un comentario